+34 971 759 909info@periodentdona.com

Human Decoding

conexiones dientes lectura dental

¿QUÉ ES HUMAN DECODING?

Human Decoding es una herramienta de trabajo que nos permite descifrar, bio-decodificar, los mensajes de nuestro cuerpo.

Es un complemento al tratamiento dental convencional ya que en su análisis tiene en cuenta, junto a la ananmesis médica y dental, otros aspectos relacionados con el Humano.

Aspectos como son:

- la situación social. Relaciones familiares con hijos, padres, pareja, relaciones con amigos, amorosas, laborales etc.

- La situación emocional

- La situación vivencial del paciente.

Partimos de la visión del Ser Humano como un engranaje donde se ínter-relacionan nuestras diferentes partes, las que nos hacen únicos: Nuestro cuerpo, nuestra forma de pensar, sentir, nuestras emociones y nuestra forma de interpretar la información que nos llega.

Con Human decoding estudiamos como funciona este engranaje y para ello nos basamos en el órgano que organiza y coordina la relación entre las diferentes partes: EL CEREBRO

Un ejemplo:

Una paciente. Algo ha pasado en su vida. En este caso se trata de la pérdida de un familiar muy cercano a ella en un momento de mucho estrés en su vida. Estaba de viaje y al regresar tenía que volver a incorporarse a su trabajo a un ritmo trepidante.

En ese momento, según el sistema de creencias de la paciente (como ella cree que hay que vivir esta emoción), el cerebro de forma inconsciente hace un balance de la situación:

“si yo ahora siento la pérdida de este familiar, no voy a parar de llorar en una semana y si lloro tanto no podré ir a trabajar, y si no voy a trabajar no no podré comer, y si no como no voy a poder sobrevivir. Conclusión: Ahora no puedo permitirme sentir”.

OK, dice una parte del cerebro, no te preocupes. Tu puedes seguir con tu vida. EL cuerpo tomará el control. Y la emoción se traduce en químicas que actúan sobre nuestro cuerpo (sistema nervioso simpático, sistema hormonal, tensiones musculares, sistema de defensa..etc).

El cuerpo gestiona esta información y nosotros podemos seguir con nuestra vida.

Sin embargo…

al cabo de unas semanas la paciente acude a nuestra consulta con dolor en un diente, o viene porque sus encías han empeorado y está a punto de perder un diente.

Momento para la reflexión y respirar. Te sugiero que te tomes unos minutos antes de continuar…

Y seguimos!

Cada uno de nosotros tiene un lenguaje y en muchas ocasiones nuestro querido cuerpo nos ayuda a expresar algo que de otra forma creemos que sería imposible.

Otro ejemplo:

Una vez vino una paciente a la consulta, tenía mucho dolor en la lengua. En sus palabras: “me duele tanto que no se donde ponerla”.

Le pregunté si estaba viviendo alguna situación estrenaste en su vida. NOOO! Dijo, ahora todo está tranquilo.

Hace un año estaba muy estresada, ahora ya no.

Ok, dije. Y continué diciendo:

“A veces lo que nos afecta no es solo el estrés, pueden ser sucesos que pasan a nuestro alrededor y no necesariamente directamente sobre nosotros. También pueden ser cosas que nos pasan pero que creemos que no nos afectan..”

También le pregunté si había algo que no expresaba con palabras o que no se atrevía a decir.

Y fue entonces cuando la paciente empezó a contarme que desde hacía medio año su situación laboral había cambiado. Trabajaba en una pequeña empresa familiar, y su anterior compañera había sido sustituida por la hija del jefe, que se sentaba justo enfrente de ella.

Desde entonces ella creía que había perdido toda su intimidad. Trabajaba 8 horas delante de ella y a veces hasta comían juntas. Hacer cosas como tomarse 10 minutos para leer el periódico o simplemente llamar para su cita con el dentista eran impensables para ella.

En sus palabras: “ni siquiera sabía donde ponerme cuando quería llamaros para pedir una cita porque ya no aguanto este dolor”.

La conexión en este caso fue muy fácil, la lengua estaba expresando algo que tenía que ver con la vida de la paciente. Con su forma de expresar su falta de espacio, de libertad. La paciente no sabía como hablar con su jefe ni con la hija de su jefe. Simplemente callaba y aumentaba la presión de su cuerpo. Hasta que la presión salió por la lengua.

La lengua no era el problema, el origen estaba en otra parte.

SI tratamos la lengua sin ver de donde viene el conflicto. Sería como quitar la salida de una olla a presión. La salida es la solución que la olla ha encontrado para no explotar.

Y si quitamos la salida, la olla buscará otra salida y si no la encuentra, entonces… qué pasará?

Por eso ofrezco a mis pacientes tomar una cita de HUMAN DECODING para buscar de donde viene el problema, es decir buscar donde está el conflicto antes de tratar sus dientes y encías.

Human decoding es la herramienta que nos ayuda a hacer esta conexión.

Este es solo un ejemplo.  Lo mismo sucede con otras partes de nuestra boca:

Que están expresando unas encías inflamadas? y un dolor de muelas? la pérdida de un diente…?

 

Te invito a descubrirlo en Periodent Dona con Human decoding

Puedes obtener más información en clinicaperiodent.com y en la sección CUERPO-MENTE.

Contacta con nosotros

Contacta con nosotros a través de este formulario.