+34 971 759 909info@periodentdona.com

Infancia y adolescencia

Home / Infancia y adolescencia

dentista infantil adolescencia

La infancia y adolescencia son una de las etapas más importantes de nuestra vida.

Infancia

Atención Mamis! si tienes niños pequeños aquí podrás encontrar información útil para entender qué le está pasando en su boca.

Como ya sabes durante la infancia crecen y se desarrollan los dientes de leche.

Este proceso empieza alrededor de los 6 meses hasta los 3 años de edad.

Durante esta etapa los niños pueden aumentar el babeo, el enrojecimiento de las encías, pueden estar más irritables, presentar febrícula y tener más ganas de morder.

Alrededor de los 6 años de edad empiezan a caer estos dientes y a erucpionar los dientes definitivos (primero los 4 incisivos inferiores y después los 4 superiores). A esta edad también erupciona la primera muela definitiva (el número 6). Esta muela dará estabilidad y servirá de soporte para la formación de toda la nueva dentición.

Es importante llevar a los niños pequeños al dentista alrededor de los tres años para que le haga una primera exploración, para que aprenda que ir al dentista puede ser divertido y como un juego.

También es importante repetir la revisión una vez al año, e imprescindible la visita de los 6 años de edad.

Adolescencia y preadolescencia

Las hormonas son las estrellas de esta etapa. Las hormonas sexuales hacen su aparición y nuestro cuerpo empieza a cambiar, a desarrollarse. Nos convertimos en mujeres.

Estos cambios hormonales en ocasiones afectan a las encías que pueden inflamarse de forma desproporcionada. También influye la fase “rebelde” por la que pasan algunos adolescentes y se resisten una y otra vez a cepillarse los dientes y luchar contra las autoridades que continuamente insistimos en la importancia del cepillado dental.

Durante esta etapa , además, surgen una serie de retos: ser mujer, sexualidad, el primer amor, la crisis de identidad, la rebeldía, la necesidad de autoafirmación…

Por no hablar de todas las emociones que afloran de una forma consciente o inconsciente: los celos, la competencia, la inseguridad, la euforia, el rechazo, la aceptación, etc.

Desde el punto de vista dental: en esta fase erupcionan el resto de dientes “definitivos” como son: los caninos, los premolares, el segundo molar y en ocasiones las muelas del juicio a los 18 años.

Basándonos en el nuevo paradigma de la memoria reticular:  Estas dos fases, infancia y adolescencia, son muy importantes ya que  nuestros dientes se van formando a la vez que vamos teniendo unos retos propios de la edad en que erupcionan.

Nuestro cerebro va almacenando esta información y creando conexiones en red donde une el diente a las experiencias que hemos tenido en la edad en que el diente ha erupcionado. Es decir, el cerebro recoge toda esta información (diente-tema-vivencia-emociones) como si fuera un gran disco duro donde todo está almacenado y conectado.

 

Contacta con nosotros

Contacta con nosotros a través de este formulario.